Propiedades y Contraindicaciones del Alga Klamath

Los mares y lagos de la tierra ofrecen muchas bendiciones. En ellos se pueden encontrar todo tipo de elementos beneficiosos para el ser humano. No solamente de la fauna de mares y lagos se pueden obtener nutrientes, sino de su flora. Es ahí cuando entra en el escenario el Alga Klamath (Aphanizomenon flos-aquae según su taxonomía científica), una de las algas verdiazules más populares de la actualidad, debido a sus propiedades alimenticias y medicinales.

Esta alga crece en un lago ubicado al noroeste de los Estados Unidos (del cual tiene su nombre) y se perfila como un potente antidepresivo, excelente vitamínico y una fuente rica en oligoelementos y minerales esenciales para el correcto funcionamiento del cuerpo humano.

Propiedades del Alga Klamath

Enorme cantidad de proteínas y Minerales

La Klamath goza de un 70% de proteínas en su composición  y contiene todos los aminoácidos esenciales y no esenciales para el cuerpo humano, lo que la hace un alimento más nutritivo que algunos vegetales como la zanahoria o el brócoli. Asimismo, contiene alrededor de 70 nutrientes que convierten a la klamath en un súper alimento energético.

Los minerales que posee son hierro, potasio, zinc y cobre, los cuales le proporcionan vitalidad al organismo para sus actividades diarias, ayudando a prevenir el estrés y la fatiga. Otra de sus características es que el organismo es capaz de asimilar mejor los nutrientes que contiene esta alga que los que ofrecen otros alimentos.

Posee complejo B

Esta alga compite con la espirulina gracias a sus propiedades nutritivas. Las vitaminas pertenecientes al complejo B favorecen al metabolismo, fortalecen el cabello, las uñas y los huesos, además estimulan al sistema neurológico.

Potente antioxidante

La Klamath posee  una cantidad respetable de carotenos (específicamente beta carotenoides), los cuales son conocidos por ser antioxidantes. Un antioxidante es un elemento que ayuda a proteger las células del organismo de la incidencia de los radicales libres, una serie de átomos que causan daños a las mismas.

Estos son responsables de enfermedades degenerativas y crónicas como el cáncer, además del envejecimiento de la piel. Consumir Klamath ayuda a prevenir todo tipo de enfermedades y rejuvenece el organismo. Esta alga contiene clorofila, la cual es considerada también como un antioxidante natural.

Sus propiedades antioxidantes generan una respuesta más eficaz que la de la vitamina C y el glutatión. Todo fue determinado a través de estudios realizados por la Universidad de Urbino, ubicada en Italia.

El alga klamath estimula la creación de células madre en el organismo, las cuales favorecen la regeneración de tejidos, lo que la hace un potente aliado para prevenir y curar el cáncer de mama. Esta afirmación se basa en los avances alcanzados por el científico venezolano Jacinto Convit, quien ideó el tratamiento del cáncer de mama a partir de células madre.

La Klamath tiene también propiedades antitumorales, al ser capaz de evitar que agentes químicos externos se fusionen con el ADN humano que causen la mutación de las células.

Excelente antiinflamatorio

Esta alga es capaz de prevenir enfermedades como la artritis y la artrosis gracias a sus propiedades antiinflamatorias. Asimismo ayuda a aliviar dolencias como desgarros musculares  y lesiones leves. Esto se debe a su capacidad de disminuir los niveles plasmáticos de ácido araquidónico.

Fortalece el sistema Inmunológico

Consumir Klamath fortalece al sistema inmune del organismo, haciéndolo capaz de tolerar y eliminar algunas enfermedades infecciosas como la gripe y algunos cuadros virales. La Klamath contiene Cyanovirin-N una proteína capaz de reducir la capacidad destructiva del VIH e inhibir la infección del virus Ébola.

También tiene propiedades desintoxicantes al ser capaz de suprimir agentes externos dañinos para el cuerpo humano.

Antidepresivo natural

El alga Klamath es única por su capacidad de tratar alteraciones mentales. Gracias a su alto contenido energético estimula al organismo previniendo males como la depresión, el decaimiento y la ansiedad.

Contiene ácidos grasos poliinsaturados

La Klamath es rica en omega 3 y  omega 6, los cuales son efectivos para la reducción de peso y la eliminación de triglicéridos y colesterol alto, principales responsables de enfermedades cardiovasculares como la hipertensión, los accidentes cerebrovasculares y los paros cardíacos.  Es especialmente beneficiosa para hombres de edad adulta.

Los ácidos grasos poliinsaturados como el Omega 3 y Omega 6 favorecen la actividad del sistema nervioso, estimulando la actividad del cerebro. Un sistema inmunológico sano se blinda contra enfermedades neurodegenerativas como el alzhéimer y favorece a estudiantes durante sus procesos de aprendizaje.

Beneficioso para mujeres

Puede llegar a controlar las alteraciones que ocasiona la menopausia y combate los síntomas del síndrome premenstrual en mujeres jóvenes.

Variadas propiedades cosméticas

La klamath tiene propiedades antienvejecimiento gracias a su capacidad de producir células madres, las cuales ayudan a regenerar el tejido de algunos órganos y la piel. Puede regenerar el cabello y prevenir su caída.

También es considerada un reafirmante antiarrugas por su alto contenido en aminoácidos como la Arginina, los cuales favorecen la regeneración de los músculos, especialmente los faciales, donde se evidencia la presencia de arrugas gracias a las líneas de expresión. Consumir esta alga ayuda a prevenir y atenuar dermatitis y fortalece las uñas.

Antialérgico natural

Contiene minerales ascórbicos, los cuales ayudan a aliviar alergias.

Contraindicaciones del Alga Klamath

La klamath apenas tiene efectos secundarios en el organismo, sin embargo no es recomendable consumir más de cuatro veces por semana, de manera que esto no pueda ocasionar trastornos digestivos o efectos secundarios.

Puede alterar la glándula tiroidea

No es recomendable consumirla si se padece de enfermedades como el hipertiroidismo o tiroides de Hashimoto. Las algas verdiazules se caracterizan por contener alto contenido en yodo, el cual incide directamente en la tiroides.

Puede ocasionar trastornos gástricos

Cuando se inicia su consumo puede que ocasione malestar abdominal, diarreas y mareos. Cuando esto sucede, normalmente se recomienda reducir la dosis inicial e ir aumentándola progresivamente.

Evitar en caso de embarazo o lactancia

Los estudios sobre sus posibles efectos secundarios durante el embarazo no son concluyentes, por lo tanto no es aconsejable consumirlo en periodo de gestación o lactancia en aras de evitar cualquier efecto desfavorable en la madre.

No es recomendable consumirla de noche

Algunos de las propiedades energéticas de la Klamath pueden degenerar en problemas como el insomnio y la ansiedad, por lo tanto no es recomendable comerla de noche.

Evitar el consumo de Klamath en caso de sufrir enfermedades autoinmunes

Debido a que esta planta es capaz de estimular al sistema inmunológico, no es recomendable consumirla si ya se padece alguna enfermedad como esclerosis o problemas de la piel ya que puede alterar y agravar los síntomas de estas enfermedades.  Antes de consumirla en estos casos se recomienda consultar a un médico al respecto.

Referencias:

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.